viernes, mayo 08, 2009

De por qué su anfitrión no va al cine a ver actuaciones


"Each shot is like a word, which means nothing by itself, or rather means so many things that in effect it is meaningless. But a word in a poem is transformed, its meaning made precise and unique, by its placing in relation to the words around it: in the same way a shot in a film is given its meaning by its context, and each shot modifies the meaning of the previous one until with the last shot a total, unparaphrasable meaning has been arrived at. Acting has nothing to do with that, it can only get in the way. Films can only be made by bypassing the will of those who appear in them; using not what they do, but what they are."

Robert Bresson.

23 comentarios:

kolinazo dijo...

Bueno, dicho por Robert Bresson, famoso por usar no-actores inexpresivos en sus peliculas (tecnica muy respetable y que me gusta mucho, la cual probablemente acabare imitando). Pero tambien hay que reconocer que no es la unica manera de hacer cine; en algo de david mamet, robert altman o mike nichols, las actuaciones son esenciales; en general una gran parte de la labor del director es tener una cierta comunicacion muy particular con los actores (y si no se ejerce esa comunicacion, ahi esta el cine de george lucas para probar que pasa cuando se ignora)

Al mismo tiempo, lo que llamamos actuaciones, a diferencia de en el teatro, casi siempre no dependen del todo del actor. La edicion y la direccion juegan un gran papel; en especial la edicion. En alguna escuela de cine rusa (esos rusos eran fans del poder del montaje; Eisenstein es padre del concepto, despues de todo) una vez hicieron un experimento: Filmaron 10 segundos de un actor con un aspecto inexpresivo, regular, y depues hicieron una toma de un plato de comida podrida y que se veia asquerosa, y otra toma de una mujer hermosa, y las intercalaron con la toma del hombre (de manera que quedara comida-hombre-mujer-hombre). Le enseñaron el montaje a un grupo de alumnos (sin decirles como se hizo), y dijeron que el hombre al principio expreso un profundo disgusto por el plato de comida, pero luego se le lleno la cara de lujuria al ver a la mujer.

g. neidisch dijo...

Me gusta ir al cine a ver cine.
No a comer palomitas ni a escuchar charlas ajenas ni a oler sudores ni a ver culitos.
La edicion tiene ese papel tremendo en la "actuacion", ciertamente: Kudos a Kolinazo!
Esta citado Bresson. Yo no tengo fuentes, solamente recuerdo que Bunyuel le dijo una vez a Figueroa algo como #tu ponme la camara aqui y ya estuvo, no quiero que tus tomas bonitas distraigan al espectador de las actuaciones# al rodar "Simon Del Desierto"; no cito a Bunyuel, pues no tengo fuentes y ni se si recuerdo bien.

CDoyle es un fotografo exelente para mostrar rostros (2046, Paranoid Park). Claro, que asi la fotografia contribuye a la percepcion que el espectador tiene de un actor.

Ademas de Mamet, Altman y Nichols, yo pongo a LvTrier; tiene un estilo tremendo, es como charlar con actores horas y horas y despues a actuar sin ensayar; y ultimadamente sin siquiera saber donde conyos esta la camara.

==========

Un poco aparte, me haces recordar a un amigo: me pregunta "viste Watchmen?", le contesto "Si", me dice "a que la banda sonora es guay!". No supe que decirle, pero no me hubiera atrevido a decir "no voy al cine a escuchar bandas sonoras" :)
Un abrazo!

kolinazo dijo...

Gracias!
Cierto, Doyle es tremendo con los rostros, y eso definitivamente afecta nuestra percepcion de los actores; Doyle tambien es bueno con los paisajes (Hero)..bueno, digamoslo sin pena: Es excelente para lo que sea, sin duda de los mejores fotografos que hay.

Von trier tiene una forma muy loca de trabajar con sus actores, aunque si lo lleva a limites que son dificiles de imaginar; recuerdo que cuando salio dancer in the dark, bjork dijo que la experiencia la habida traumado y que nunca saldria en una pelicula de nuevo (!). Claro, para nosotros los espectadores valio la pena: Von trier le saco una actuación única.

Paxton Hernandez dijo...

Magníficos sus comentarios. Yo por lo mientros sostengo mi credo: Yo no voy a ver al cine a ver actuaciones ni a escuchar bandas sonoras. Sobre todo esto último, qué hueva.

Eso sí, cuando una actuación como la de Björk pasa, siempre será bienvenida por mí, no le hago el feo. Pero no me molesta en lo absoluto ver una película con actuaciones mediocres. (*coff, coff* La dalia negra *coff, coff*).

kolinazo dijo...

Yo creo que soy un pesimo juez de actuaciones; muchas veces me pasa que veo una actuacion que me parece muy natural, y en la critica namas leo "¡falsa!", y luego veo una actuacion muy trabajada pero muy buena, y en la critica namas leo "¡sobreactuacion!¡imitacion!" Chale. Como cualquier otro elemento de la imagen, tiende a ser en extremo subjetivo: o te afecta o no.

Joel Meza dijo...

Pienso que si mientras veo una película me hago conciente de sus mecanismos, cualquiera que sean (actuaciones, fotografía, música, giros argumentales, etc.), en ese momento se pierde la ilusión y la película empieza a fallar. Claro, a menos que esa hubiera sido la intención de los cineastas.

Diezmartinez dijo...

Por supuesto, uno no ve las cintas de Bresson buscando actuaciones (o, en ese mismo sentido, el cine de Reygadas). Pero, vaya, negar el valor de la presencia y el trabajo de los actores en el Hollywood clásico o en otras industrias es, creo, cerrar los ojos a una apreciación más completa del cine(ejemplos: Infante en el cine de Rodríguez y Rogelio A. González, Jean Pierre Leaud con Truffaut, Dietrich con von Sterberg, Stewart y Grant en sus trabajos con Hitchcock, quien decía que a los actores había que tratarlos como ganado pero que necesitó de ellos para sus más grandes y memorables cintas).
Por supuesto, no hay nada más dificil que juzgar actuaciones en el cine. Bordwell lo ha escrito por ahí en algunos libros y ensayos: los textos y teorías sobre el montaje, la fotografía, los genéros fílmicos, son legión, pero son muy pocos los libros que estudien y analicen el trabajo de los actores. Además, los tipos de interpretación son muchos y han variado en la historia del cine y de país a país.
Y en cuanto a las bandas sonoras: por supuesto, si uno va al cine buscando sólo eso, mejor hay que comprar el disco y ahorrarse el boleto de entrada. Pero, por otro lado, el cine hay que escucharlo. Eso no falta a muchos que escribimos de cine: escuchar las películas. Otro ejemplo, el primero que se me viene a la mente: el tema musical que acompaña a Michael Caine en Hanna y sus Hermanas ("I've heard this song before" o algo así) define el carácter de su personaje, sus inconsistencias, sus inseguridades, su tímido hedonismo.
Dicho el cansado choro anterior, que cada quien vaya al cine a ver lo que se le pegue la gana... Digo.

Paxton Hernandez dijo...

Bueno, pero no se enoje. Como diría una persona insufrible, al menos para mí: "estamos chupando tranquilos".

:)

Paxton Hernandez dijo...

Por cierto, el hecho de que no escuche tanto la música cuando veo una película (que casi siempre me parece llama demasiado la atención sobre sí misma), no significa que no ponga atención al sonido de la película, la banda sonora. Es algo en que pongo suma atención, me encanta. Por eso soy tan quisquilloso en tener un sonido surround en mi salita de cine. Y por eso casi no me gusta ver películas en mi tv de velador.

Diezmartinez dijo...

(Con voz afectada montypythonesca): Oh dear, oh dear...

No estoy enojado, por supuesto. Deformación profesional de cítrico de cine, como diría un amigo. Saludos.

Joel Meza dijo...

Sobre escuchar, hay películas que para mí son una delicia al oído y no necesariamente por la música. En este momento se me viene a la mente, por ejemplo, Glengarry Glenrose, donde el ritmo de los diálogos de Mamet en cada una de las escenas, dichos por sus actores, parecen una partitura exacta. Un trabajo impresionante de principio a fin
Otro rápido y más reciente, la ambientación/musicalización usando una máquina de escribir en ciertas escenas de Atonement.

Paxton Hernandez dijo...

Completamente de acuerdo. Pongo mucha atención a los efectos de edición de sonido y al diseño de la "banda sonora". La última película que impresionó así fue la de la Lynchette, pero bueno, hijo de tigre, pintito.

Joel Meza dijo...

O, bueno, acabo de re-ver el fin de semana Singin' in the rain y, además de las canciones, esos intercambios de ráfagas verbales entre todos los personajes... ¿a poco no? Definitivamente es producto de un trabajo de conjunto, empezando por los actores correctos.

Paxton Hernandez dijo...

mmmm, no lo sé. Jeje.

mascapalabras dijo...

Yo mejor vuelvo a leer el comentario de Diezmartinez.

Un saludo Paxton.

Rackve dijo...

Fijarse en las actuaciones o en la banda sonora aveces se da por default, no es algo que me fije cuando veo una película, pero de repente te das cuenta de cosas, una malisima actuación es la abuelita en voces inocentes a la que le matan a su nieta en el tiroteo, que malisima actuación fue de risa. Y en buenas bandas sonorasn que no necesitas darte cuentas en el bueno, el malo y el feo.

Taquero Narcosatánico dijo...

Las actuaciones en el cine son algo que disfruto mucho, pero si me dicen "la película sólo vale la pena por la actuación de Glen Close", entonces no me interesa. O sea, en cierto sentido, entiendo tu postura.

Ana A. dijo...

Ahhh que hermosa comparación, quedé encantada, así de simple.

Sobre los soundtracks considero que es probablemente uno de los elementos más valiosos de las cintas, es más, la mayoría de los clásicos del cine se recuerdan no sólo por sus imágenes o sus actuaciones sino también por su música.
Y si, lo que dice Joel es cierto, a la mejor perdemos la magia si nos fijamos en cada elemento por separado, pero en especial la música es lo que da intensidad a la escena. (yooo creo), por eso es importante. Yo si pongo atención en eso, o más bien, el soundtrack me atrapa.

Ana A. dijo...

Pero por supuesto que estoy de acuerdo con Joel, Singin' in the rain es una conjugación perfecta de actuciones, bailarines y músicos. ¿A poco habría sido lo mismo si en lugar de Gene Kelly fuera Fred Astaire? Neeee.

Paxton Hernandez dijo...

Híjole, la verdad es que Cantando bajo la lluvia tiene cosas mucho más interesantes que la música, los bailarines, y hasta el mismo Gene Kelly.

Pero cada quién...

Alfredo Mora dijo...

Deberías hacer un aviso de "Regreso a la normalidad", me estoy actualizando con toooooooodos los posts.

Un abrazo compadre.

Imagínate que ayer, la urgencia me hizo ver "I love you, brother".

Lo bajo que cae uno.

Jajajaja

Joel Meza dijo...

Yo quiero ver I love you, man. No llegó al rancho.

Paxton Hernandez dijo...

Mmm, es cierto que sale Paul Rudd. Pero escuche cosas en verdad espantosas de ella. A ver si la cacho en DVD. :)